Archivo | Libros RSS for this section

Como Hacer un Buen Blog con ActualidadyDeporte Punto Com…

Muchos hemos incursionado en la creación de un blog sin tener conocimientos apenas de nada, sólo comenzamos a escribir como si lo hiciéramos en un diario personal, y a veces, sin más que nuestro entusiasmo, comenzamos a escribir sobre todo tipo de temas haciendo de nuestro blog un verdadero guacamole. No es que esté mal, pues cada quien puede hacer con su blog  lo que le venga en gana, pero sí nos hemos dado cuenta de que, si hubiéramos empezado con orden y hablando sobre una tema en particular,  o varios relacionados, nos hubiera ido un poco mejor. Hay quien consigue hacer de su afición una alternativa al trabajo común. Hay quien consigue hacer de su afición una alternativa al trabajo común. Hay quien consigue hacer de su afición una alternativa al trabajo común.

Descarga aquí el material completo Como-hacer-un-buen-blog

El árbol de pañuelos…

Julio caminaba lentamente por las calles de la ciudad. Con frecuencia miraba atrás por si alguien le seguía. Tenía miedo de todo, de encontrarse con algún conocido, con la policía o con algún ladrón. Se sentía mal y tenía hambre y frío. Diciembre avanzaba rápidamente y pronto llegaría Navidad. ¿Qué iba a hacer? En la cartera no le quedaba ni un billete, y en todos los lugares donde había solicitado trabajo, le habían dicho que por ahora era imposible, que volviera el año próximo, que tal vez si las cosas mejoraban… Para saciar su hambre se había ofrecido en un restaurante a lavar platos a cambio de comida, pero cuando lo vieron sucio y con la barba de varios días imaginaron que era un mendigo o un malandro y le dijeron de malas maneras que ya tenía quien lavara los platos, que no lo necesitaban, que si no se iba de allí iban a llamar a la policía.

Leer Más…

EL SOLDADO AMIGO

EL SOLDADO AMIGO 

Un soldado le dijo a su teniente:
—Mi amigo no ha regresado del campo de
batalla, señor. Solicito permiso para ir a buscarlo.
—Permiso denegado —replicó el oficial—
No quiero que arriesgue su vida por un hombre
que probablemente ha muerto.
El soldado, sin hacer caso, salió. Una hora
más tarde regresó, mortalmente herido, transportando
el cadáver de su amigo. El oficial
estaba furioso:
— ¡Le dije que había muerto! Dígame: ¿merecía
la pena ir allá para traer un cadáver?
Y él soldado, casi moribundo, respondió:
— ¡Claro que sí, señor! Cuando lo
encontré, todavía estaba vivo y pudo
decirme: “¡Estaba seguro de que vendrías!”

Un amigo es aquel que llega cuando todo el
mundo se ha ido.

A %d blogueros les gusta esto: